Blog carnicería Donat
Facebook Twitter Instagram Youtube Blog
Blog carnicería Donat
Facebook Twitter Instagram Youtube Blog
Blog Carnicería Donat
10/01/2020 Hoy comemos...

CÓMO COCINAR UN ENTRECOT PERFECTO EN CASA.

Consejos para que la carne quede más jugosa.

El entrecot o las piezas de carne de ternera o de buey, requieren su técnica para que queden bien cocinadas, jugosas por dentro y con ese aspecto que tanto gusta a los amantes de la carne.

Hoy os proponemos unos trucos para cocinar un entrecot perfecto en casa:

Maduración en casa
Para conseguir una carne más sabrosa, se recomienda una maduración corta en casa, para deshidratar un poco la carne y madurarla perfeccionando su sabor.
Para madurar la carne en casa, debemos coger el entrecot y lo secamos bien con papel de cocina. Seguidamente, lo colocamos sobre una rejilla para que el aire pueda circular cómodamente y lo dejamos dentro de la nevera 24 horas, dándole vueltas cada 5 horas aproximadamente.

El frío y la humedad de la nevera, harán que el entrecot madure correctamente, aunque se oscurecerá un poco su superficie.

Después de esas 24 horas, lo sacamos de la nevera y lo dejamos al menos tres horas a temperatura ambiente antes de cocinarlo. Es posible que el corte de carne parezca marcado como si hubiera estado en la parrilla, debido a que el frío habrá dibujado en la superficie de la carne, las líneas de la rejilla sobre la que lo tuvimos dentro de la nevera.

Este paso puede ser suprimido si se desea.

El cocinado del entrecot
Para conseguir esta carne llena de jugos y un dorado perfecto en el exterior, ponemos a calentar una parrilla o una plancha que alcance y soporte altas temperaturas durante unos minutos para que esté bien caliente cuando vayamos a cocinar el entrecot. 

Si queremos podemos barnizar ligeramente su superficie con aceite de oliva usando una brocha de silicona.

Ponemos el entrecot a cocinar en la plancha y dejamos que se cocine a fuego vivo, dándole la vuelta cada 20 segundos. De esa forma, la pieza de carne se dorará de manera homogénea y los jugos circularán mejor. Se recomienda girar la pieza con pinzas para evitar su pérdida de jugos.

El reposo de la carne
Para que la carne quede bien jugosa y retenga sus jugos evitando que se desparramen en el momento del corte, es fundamental dejar reposar la carne de una pieza durante unos cinco minutos. Además, en ese tiempo la carne se sigue cocinando e incluso sube su temperatura en el interior, aunque esté fuera del fuego.

El corte
Una vez la carne ha reposado, pasaremos a corta en pequeños filetitos transversales de unos tres o cuatro milímetros de grosor, colocados uno acaballado sobre el anterior de forma estética.

Sobre la fila de filetitos de entrecot, podemos poner unos cristales de sal en escamas, y acompañar de una ensalada fresca, unos pimientos del piquillo o las clásicas patatas fritas en dos cocciones. Todo perfecto para disfrutar.





BOLETÍN DE NOTICIAS

¿Quieres recibir ofertas. novedades
y noticias de EMBUTIDO
Y COMIDO?

Introduce tu mail aqui.Aceptas las condiciones generales de Embutido y Comido.



Carnicería Donat
SÍGUENOS Facebook Twitter Instagram Youtube Blog